jueves, 1 de marzo de 2012

Crítica - "Drive" (2011), de Nicolas Winding Refn: ATRACTIVO FILME NOIR MODERNO, CON AIRES DE PELÍCULA DE CULTO (por halbert)


ATENCIÓN: SPOILER / CONTIENE INFORMACIÓN SOBRE EL ARGUMENTO DEL FILME

Dirigida por el danés Nicolas Winding Refn (Valhalla Rising), su última película cuenta con Ryan Gosling como un conductor ermitaño, parco, como los solitarios antihéroes de los filme de los años 70 (como otro driver de un famoso taxi).
Con enorme presencia en la temporada de festivales, ha sido multinominada y ganadora en varios de ellos: Cannes, Globos de Oro, Círculo de críticos de Nueva York, Satellite Awards, Independent Spirit Awards.
Basada en la novela homónima de James Sallis, adaptada al cine por Hossein Amini, "Drive", que incluye una sugestiva banda sonora que cumple un rol primordial a la hora de crear el clima idóneo para cada escena, tiene además la presencia de una cuidada y estilizada fotografía, que acentúa la crueldad de una Los Angeles saturada.

El protagonista es un eximio conductor de autos, que aprovecha su talento para ganarse la vida de varias maneras, siempre con el auto como medio de supervivencia. No sólo trabaja en un taller bajo las órdenes de su jefe (Bryan Cranston), sino que protagoniza escenas de riesgo en películas de Hollywood y por la noche se ofrece como chofer para participar en robos y crímenes varios, garantizando una huida limpia y sin peligro de ser atrapado.
Su vida en L.A. cambia cuando conoce a Irene (Carey Mulligan) su vecina de al lado, que, además de un pequeño hijo, tiene un marido en la cárcel. La atracción no tarda en aparecer; la necesidad de una compañía por parte de ambos hace que una historia de amor pueda cobrar forma. Pero el marido de ésta sale y, más que representar una escena de celos, involucra a nuestro protagonista en un atraco que será el preludio de una bola de nieve violenta y sin freno.


No estamos frente a una película “de tiros y persecuciones”, por más que los tenga en impactantes dosis. Es un filme noir, dramático, de acción, romántico, como aquellos filmes que solían hacer Al Pacino o Robert De Niro hace casi cuatro décadas, donde un antihéroe se veía sumergido en un conflicto que en principio le era ajeno y luego terminaba protagonizándolo, con enormes picos de tensión.
Lo que más sobresale es su puesta en escena, remarcando la elección de las locaciones y decorados; el maquillaje y los efectos visuales; el vestuario (incluyendo la chaqueta de Gosling con el escorpión); y especialmente la iluminación, con gran presencia en los exteriores nocturnos, dentro y fuera del auto, y las luces verdes, azules y anaranjadas que recorren constantemente el rostro del protagonista mientras maneja.


El resto del secundario elenco aporta el realismo necesario en este tipo de filme, contando con Ron Perlman, Christina Hendricks y Oscar Isaac.
Albert Brooks sobresale en un papel que está haciendo estragos en las nominaciones de todas las entregas de galardones actuales. Su Bernie Rose ha cautivado a los jurados de todos los premios posibles y lo han devuelto al ruedo ciematográfico, al que le había sido esquivo durante años. Si bien tiene pocas escenas, su personaje es crucial en el devenir de la trama, convirtiéndose en un implacable asesino que mata sin que se le modifique el ritmo cardíaco.


"Drive" es un festival para los sentidos, con ese tufillo de filme de culto con aires de independiente y personal, gracias al sello de su especial director, que no duda en utilizar la cámara lenta para subrayar situaciones clave, estados de ánimo de los personajes e instancias de enorme suspenso, acompañadas por canciones que funcionan a la perfección, remarcando "Night call" de Kavinsky & Lovefoxxx en los títulos de inicio, luego de un intenso prólogo de 10 minutos, y el track "A real hero" de College & Electric youth, que acompaña el final y los créditos de cierre.


Gosling confirma cada vez más su estrellato, paradójicamente en filmes de corte más independiente o arriesgado, como “Stay”, “Lars y la chica real”, “Blue Valentine”, “Crazy, stupid, love” y esta “Drive”, en la que compone a un duro con pequeñas dosis de ternura cuando su rol lo requiere. Su química con Carey Mulligan funciona muy bien, al margen de que ella no le dé la carnadura necesaria a su personaje, con cierto aire etéreo que, posiblemente, sea una marca de dirección. Una de las escenas que los tiene como protagonistas y sirve como sello de la relación de ambos, es la del beso en el ascensor, donde la música, el montaje y la iluminación crean el especial clima para colocarlos al margen de todo, a pesar de que comparten el reducido espacio con alguien que un minuto después generará uno de los momentos más sangrientos de la cinta.


No es un filme particularmente emotivo o emocionante porque, justamente, lo que prima es la violencia y el crimen; sin embargo resulta innegable percibir que deja una estela entre conmovedora y sensible, que hace que extrañemos a nuestro amigo conductor cuando se aleja de nosotros con sus manos pegadas a un volante.


5 comentarios:

Emilio Luna dijo...

Como ya sabes...me encantó. Era mi cinta más esperada este año, por encima incluso de El árbol de la vida y pese a las enormes expectativas me sobrecogió. Reconozco que la parte sensible de la película me tocó un poco el alma.

El final me encanta así como muchas de sus escenas. Decir para terminar, que tengo la primera edición de la novela en la que se basa el personaje y es muy recomendable.

Un abrazo amigo. La mía tardará, como siempre un poco en llegar. Disfruta de estos días! Y gracias por la crítica.

daniel dijo...

Creo que con el tiempo esta pelicula seguirá ganando adeptos, yo por el momento la dejo con un 8.5 que es mas que notable. Una pelicula como bien dices con aires de culto, y que ademas no es emotiva pero conmueve hasta cierto punto.
Muy buena reseña.

Saludos.

HALBERT dijo...

Gracias Emilio por el comment. Qué bueno que tenías la novela, imagino entonces tu expectativa al saber que se había hecho película. Avisá cuando postees tu reflexión de DRIVE. Seguramente la catarata de festivales te tiene ocupado, jejeje. Gracias por tu saludo y por este 2011!
Daniel, gracias por tu aporte, y veo que tu puntaje es similar al mío; ojalá siga creciendo el boca a boca sobre esta peli, y veremos qué sucede cuando la estrenen aquí en Argentina (seguramente re-postearé esta entrada).
Saludos!!!

Dialoguista dijo...

Y te mandaste una excelente crítica!!! Me gustó la peli, claro, yo no soy tanto de esas escenas violentas. La música es un lujo, me encantó. Y si, es verdad que parece una peli de Al Pacino o De Niro de hace décadas!!! Saludos!!!

Rodrigo Moral dijo...

Esperaba muchísimo esta crítica, aunque ya sabía cuánto te había gustado. Por momentos, viendo la intención con la que arrojás cada palabra, cada adjetivo, me da la impresión de que el redondeo (si es que lo hubo: sólo estoy suponiendo) te dolió bastante (pienso que era un 4 1/2 y no sabías para dónde llevarlo, o por ahí -insisto- es cosa mía)!

Estoy de acuerdo en absolutamente todo lo que decís, no hay punto en el que no estemos de acuerdo. Para mí, la película es excelente, pero se hace aún más fuerte con la violencia. Evidentemente es un director de los míos (como Audiard), y sabe mezclar lo violento con -por momentos - el humor. Los últimos 40 minutos son una exquisitez.

Elenco de la perra madre, ahora bien.. ¿leí mal o BROOKS no fue nominado al SAG?
Creo que con éso, el Oscar a mejor actor de reparto queda más que cantado. Por desgracia.

Saludos.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-NoDerivs 3.0 Unported License.